9 remedios caseros para la tos en niños

Un síntoma muy común de la gripe y el resfriado es la molesta tos. Normalmente, los remedios caseros para la tos en niños ayudan a calmar los síntomas. En el caso de los niños siempre es bueno consultar con el especialista y seguir sus indicaciones. Pese a las recomendaciones existen numerosos remedios caseros para la tos en niños garantizados por los mismos pediatras.

¿Qué es bueno para la tos de los niños?

Si un niño está tosiendo primeramente se debe determinar el origen de la misma para luego erradicarla. Es común que la tos aparezca cuando existe alguna infección en el tracto respiratorio. Dependiendo de la causa y los síntomas que provoque será el tratamiento a seguir.

Existen remedios caseros para la tos en niños que ayudaran a aliviar los molestos síntomas presentes en el niño. A continuación te mostramos los más efectivos en su uso:

Malva

Cuando se requieren remedios caseros para la tos seca persistente en niños la malva es la más indicada. Para prepararla se debe hervir previamente una taza de agua y se le agrega una cucharada de malva. Al transcurrir aproximadamente 5 minutos se retira del fuego y se debe enfriar. Posteriormente se toma una toalla y se humedece con este líquido para que se aplique como un tratamiento tópico sobre la garganta.

Este ungüento se puede utilizar en niños de cualquier edad pues no presenta ninguna contraindicación. De hecho, se encuentra entre los remedios caseros para la tos en bebes de 6 meses de edad.

Cebolla

Para saber cómo aliviar la tos seca y calmarla es necesario utilizar este remedio con cebolla. Se debe tomar una cebolla y cortarla por la mitad. Tomar una de ellas y colocarla en la habitación del pequeño lo más cerca posible de la cama. Se debe dejar allí toda la noche para que el vapor que desprende descongestione la nariz y ayuda con la tos nocturna en niños.

Orégano

Otro de los remedios caseros para la tos en niños es el orégano. Se debe hervir una taza de agua junto con una cucharada de orégano y luego dejarla enfriar un poco. Antes de dársela al pequeño se le puede agregar una cucharada de miel esto si el niño es mayor de 3 años.

te de orégano con miel

te de orégano con miel

Miel

La miel es uno de los mejores remedios caseros para la tos seca persistente en niños gracias a sus propiedades. No solo alivia las molestias en la garganta también ayuda a controlar la tos. Para prepararlo se debe agregar dos cucharadas de miel de abeja en agua, algún te o jugo de naranja específicamente. Para limpiar mejor la garganta del niño se puede agregar una pequeña cantidad de pimienta blanca.

La miel pura de abeja es efectiva para la tos seca, alérgica, con flema o incluso para la tos en aquellos que sean asmáticos. Además, controla la fiebre de manera natural.

Jengibre

Entre los remedios caeros para la tos con flema en niños destaca el jengibre. Se debe mezclar el jengibre con algún te o infusión para darlo de beber al infante. Si debido a la tos se presentan vómitos este remedio también ayudara a mitigar esos malestares.

te con jengibre

te con jengibre

Vapor de agua

El vapor es otro remedio grandioso para quienes deseen saber cómo aliviar la tos seca. Esto debido a que respirar dicho vapor permite que la mucosidad se haga más fluida y se pueda eliminar. Se bebe colocar al niño por aproximadamente 20 minutos a inhalar vapor de agua. Hay algunas especies que se pueden agregar para que ayuden a limpiar las vías respiratorias.

Humidificador

Contar con un humidificador es tener uno de los mejores remedios caseros para la tos en niños por la noche. Mantener la humedad de la habitación es muchas veces más que suficiente para aliviar la tos en infantes.

humidificador

humidificador

Agua tibia con sal

Las gárgaras con agua y sal son muy efectivas para aliviar los síntomas molestos de la tos. Algunos remedios caseros para calmar la tos no son apropiados para todas las edades. Este por ejemplo pueden hacerlo aquellos que ya estén grandes. Se debe mezclar agua tibia con sal marina para que se realicen gárgaras varias veces al día.

Cúrcuma

Otro de los remedios caseros para la tos en niños es una infusión con cúrcuma. Se debe colocar una cantidad muy pequeña en un vaso de agua o te. Para mayor efectividad se puede agregar una cucharadita de miel.

¿Qué se le puede dar a un niño para el resfriado?

Para el resfriado no existe un tratamiento como tal, ya que el mismo organismo se encarga de eliminarlo. Un resfriado común en un niño puede durar aproximadamente media semana. Sin embargo, algunos remedios caseros para la tos en niños se pueden utilizar para aliviar los síntomas comunes de un resfriado.

Aunque el mismo cuerpo cumple la función de erradicar el resfriado los siguientes consejos ayudan al bienestar del niño:

  • Realizar un lavado en las fosas nasales con solución salina para ayudar con la congestión nasal. Actualmente, las soluciones isotónicas vienen en spray que permiten aplicarlas en niños pequeños. Estos lavados nasales contribuyen a que el niño pueda respirar mejor.
  • No se recomienda el uso de gotas descongestionantes.
  • Llevar al niño de paseo bien abrigado contribuye a la mejora física. Para ello, es importante sacarlo bien abrigado y verificar que no tenga otros síntomas como fiebre.
  • Bañar al niño con agua caliente y luego agregar agua fría para producir vapor. Esto contribuye a que la mucosidad se vuelva más fluida y pueda eliminarla.
  • Mantener el ambiente de la habitación húmedo ayuda en gran manera a que pueda dormir mejor.
  • Darle suficientes líquidos.

Seguir estas recomendaciones ayudara al pequeño con los malestares ocasionados por el resfriado mientras su organismo lo deseche por completo. Además, los remedios caseros para la to en niños y el resfriado favorecerán la tranquilidad del niño.

¿Qué se puede hacer para calmar la tos?

Cuando un niño tiene tos resulta muy fastidioso tanto para el como para los padres. Especialmente en las noches se producen los ataques de tos afectando el descaso  del pequeño. Además de los remedios caseros para calmar la tos existen otros trucos que ayudan a la tranquilidad del infante.

Para aliviar la tos seca en niños jarabe puede hacerle bien. Para preparar un buen jarabe se necesita cebolla, miel de abeja, jengibre y limones. El procedimiento es cortar una cebolla en pequeños cuadritos y agregarle dos cucharadas de miel de abeja. Luego se debe rayar la raíz del jengibre y mezclarla también junto al zumo de dos limones.

Posteriormente se debe colocar en un envase con tapa y permitir que repose por más de diez minutos. Durante ese periodo de tiempo la cebolla desprende un vapor que ira integrando cada elemento hasta formar el jarabe. Para calmar la tos seca en niños jarabe tienen una duración útil de dos días.

No es uno de los remedios caseros para la tos en bebes de 6 meses. Sin embargo, si se puede aplicar en niños mayores de esa edad sin ningún inconveniente.

¿Cómo saber si mi bebe tiene tos?

Cuando un bebe presenta tos resulta fácil detectarlo por los síntomas y sonidos. Sin embargo, se debe tener mucho cuidado pues en un bebe puede significar más que una simple tos. Para ello, es imprescindible consultar de inmediato al pediatra y seguir sus indicaciones.

Es cierto que la tos es la forma en que el organismo se protege de infecciones. Es más, el cuerpo utiliza el toser como la manera para limpiar las vías respiratorias. No obstante, existen diferentes tipos de tos y es eso lo que deben identificar los padres. Aunque existen numerosos remedios caseros para la tos en niños no son apropiados en todos los casos.

Para determinar que remedios caseros para la tos en niños se deben implementar es necesario determinar el tipo de tos. Existen dos que cumplen un propósito específico la tos seca y la húmeda. La seca es la que le ocurre al bebe cuando padece algún resfriado. Esta, ayuda a descartar el goteo nasal así como el dolor en la garganta.

Cuando es una tos seca se deben buscar remedios caseros para la tos en niños por la noche. Debido a que las molestias se hacen frecuentes a la hora de dormir. Otro tipo de tos es la humedad, donde está la presencia de flema o mucosidad. Esta flema que se acumula tiene glóbulos blancos presentes que se encargan combatir los gérmenes presentes.

Para aliviar las molestias los remedios caseros para la tos con flema en niños son muy efectivos. Permiten a los glóbulos blancos realizar su trabajo y ayuda al bebe a sentirse mejor.

Ahora bien, existen otros tipos de tos con los que se deben tener mucha precaución. Esto debido a que los bebes que cuenten con menos de 4 meses no tiende a toser con frecuencia. Si llegan a hacerlo puede estar ocurriendo una afección grave.

Para aprender a diferenciar si una tos implica algo más grave en él bebe se debe prestar atención al sonido. Además, la regularidad con la que toce puede ser indicativo para el pediatra. De no ser alguna enfermedad como neumonía o bronquitis los remedios caseros para la tos en niños permitirán al pequeño dormir tranquilo.

¿Qué medicamento es bueno para la gripe de niños?

La gripe es un virus que puede originarse de diferentes fuentes. Además, se puede transmitir a través de la tos o del contacto con personas u objetos contaminados. En cuanto a los medicamentos para la gripe suelen causar efectos nocivos en los niños pequeños. Para evitar los riesgos graves se recomienda no dar ningún medicamento a los infantes.

El alivio que puede producir un medicamento para la gripe en los niños no es superior a los riesgos que puede ocasionar. En vista de lo anterior, se sugiere no administrarlo en niños menores de 4 años. Desde los 4 en adelante pueden tomar dosis pequeñas bajo la supervisión de un especialista. Para evitar los efectos secundarios es mejor tomar remedios caseros para la tos en niños y la gripe.

Los remedios caseros para la tos en niños y la gripe más eficaces se mencionan a continuación:

  • Mantener al niño hidratado, dándole suficiente agua a lo largo del día. Durante el transcurso del día se le debe proporcionar pequeñas cantidades de agua. Esto contribuye a que la mucosidad se vuelva más fluida y se pueda expulsar.
  • No obligarlos a comer, pues la gripe conlleva a la pérdida del apetito. Ofrecerles pequeñas porciones de alimentos sin obligarlos. El forzar la alimentación puede producir vómitos y llevar a una deshidratación. A su vez, los síntomas serán peores y más persistentes.
  • Tratamientos y remedios si existe fiebre. Por ejemplo, darles un baño, frotarlos con alguna crema corporal o colocar toallitas húmedas en su cuerpo. Esto contribuye a que los síntomas causados por la fiebre desaparezcan.
  • No administrar bajo ninguna circunstancia aspirina. Este medicamento puede provocar en los niños un síndrome muy grave.
  • Colocar una almohada en la cabecera de la cama que le permita mantener la cabeza un tanto elevada. Esta medida ayudara al niño a respirar mucho mejor.
  • Hacer lavados nasales de manera regular, especialmente antes de ingerir alimentos. De esta manera podrá alimentarse y respirar mejor.
  • Mantener la humedad ambiental donde se encuentre el pequeño. Contar con un humidificador suele ser muchas veces uno de los mejores tratamientos caseros para la tos en niños y la gripe. Otra opción, es colocar envases con agua caliente para que el vapor generado ayude con la humedad de la habitación.
  • No fumar ni permitir que otros lo hagan donde se encuentre el niño. Esto solo empeorara el estado de salud del chiquillo.
  • No proporcionar ningún medicamento para la tos. Esta es un proceso de autodefensa que realiza el cuerpo y es indispensable para la curación de la gripe. Al detener este mecanismo la flema queda en los pulmones ocasionando afecciones más graves. Sin embargo, es posible mejorar los síntomas con tratamientos caseros para la tos.
  • Los mucolíticos tampoco son recomendable en lo niños y lo mejor es no administrarlos. Diversos estudios dan evidencia que es más útil consumir agua. Entonces, ¿Qué es bueno para la gripe en niños? Sencillamente tomar suficiente agua durante todo el día.
  • Por último, no administrar ningún tipo de antibiótico. Estos medicamentos no cumplen ninguna función cuando de gripe se trata. Los antibióticos son bactericidas mientras que la gripe es un virus.