La mayoría de las frutas resultan un deleite al paladar. Algunas, no solo tienen un exquisito sabor, sino que aparte nos reportan grandes beneficios. Lamentablemente aún existen algunas frutas que no gozan de tanta popularidad, y este es el caso del ponsigué. Veamos en este artículo algunos remedios caseros con el ponsigué.

¿Qué es el ponsigué?

El ponsigué, también conocido como jujuba, es el fruto de un árbol pequeño, que no supera los 8 metros de alto. Posee un aspecto de arbusto, ya que se ramifica casi desde su base. A manera de protección el árbol posee espinas largas y curvas. Sus hojas son redondeadas, de un color verde oscuro en la parte anterior y con pelusa en la parte posterior.

El árbol del ponsigué pertenece a la familia de las Rhamnaceae. Por otra parte es originario de la india, donde posee una variedad de nombres como badari, beri o ciruela india. Crece en las zonas tropicales, es común en algunas regiones de América, Asia, Europa y África. En algunas regiones de Venezuela recibe el nombre coloquial de manzanita y es muy apreciado por los locales.

La flor de ponsigué es pequeña, de colores amarillentos. Son inmóviles y su olor es un tanto desagradable, parecido al excremento humano. Normalmente crecen en conjunto.

ponsigué

ponsigué

Características del ponsigué

El fruto del ponsigué, es redondeado, de color verde claro cuando no ha madurado y amarillo rojizo al estar ya maduro. Posee un alto contenido de vitamina C que solo se encuentra por debajo de la guayaba. Su futo puede comerse crudo o en almíbar. En algunas regiones se usa como base para algunas bebidas, como licores o refrescos.

Posee vitaminas A y C, además de altos contenido de calcio, como la mayoría de las frutas. Lo que quizás le da propiedades beneficiosas para la salud, es que contiene 18 de los 24 aminoácidos que son fundamentales para el organismo. Por otro lado, posee un alto contenido de potasio, por cada 100 g contiene 530 mg de potasio.

Estas características dan al ponsigué propiedades saludables para el organismo. Así que los remedios caseros con el ponsigué son una excelente opción para tratar las enfermedades.

¿Para qué sirve la hoja de ponsigué?

El ponsigué es un fruto realmente atractivo que posee muchos usos. Comenzando por que es un fruto comestible, con un sabor delicioso que enamora a cualquier persona. Puede comerse crudo, aunque algunos han incursionado para cocinarlo en almíbar y comerlo en forma de dulce. También es común usarlo en bebidas, como licores, y en Venezuela se creó una gaseosa a base del fruto.

El árbol también posee un uso ornamental que es apropiado para paisajes secos y calurosos. Dado que es un árbol resistente es usado en la reforestación de algunas zonas. Por otro lado, su madera es resistente, y es usada en la construcción. Es interesante que su madera haya sido usada para construir estructuras de embarcaciones.

Rama con Ponsigué

Rama con Ponsigué

Beneficios de la hoja de ponsigué

El ponsigué, junto con las hojas de su árbol, posee algunas propiedades que reportan beneficios a la salud. A continuación mencionamos algunos.

Posee propiedades anticancerosas

El ponsigué posee muchos antioxidantes que combaten los radicales libre, al eliminar estas toxinas se reduce el riesgo de padecer cáncer. Se ha demostrado que esta fruta es especialmente eficaz contra la leucemia, que es un tipo de cáncer muy agresivo. Su consumo habitual ayuda a prevenir esta enfermedad tan penosa.

Es muy útil para adelgazar

Puedes usar ponsigué para adelgazar, ya que no contiene grasas y es rico en fibras, por lo cual al consumirlo no aumentaras de peso. Por lo cual puedes usarlo como sustituto para alimentos grasos.

Aumenta las defensas

Ya que posee un alto contenido de vitamina c y a, estimula el sistema inmune del organismo, lo cual da como resultado que se prevengan las enfermedades.

Fortalece los huesos y dientes

Esta fruta contiene altas dosis de calcio, esto reporta como beneficio el fortalecimiento de dientes y huesos. Si ingieres habitualmente el ponsigué podrás prevenir las fracturas de los huesos.

Favorece a la digestión

El fruto de ponsigué es un laxante suave, lo cual favorece la digestión del organismo. Es especialmente útil para personas que sufren trastornos estomacales.

Retrasa el envejecimiento de la piel

Debido a su alto contenido de vitamina c, que a su vez actúa como antioxidante, permite que la piel se mantenga joven y sana por más tiempo. Este beneficio lo obtendrás si incluyes el ponsigué como parte de tu dieta habitual.

Algunos creen que ayuda a prevenir el Alzheimer

Investigaciones recientes arrojaron como resultado que el ponsigué puede retrasar la degeneración celular. Esta propiedad puede ayudar a prevenir el Alzheimer.

Ayuda a tratar la disentería.

La infusión de sus ramas puede tratar la disentería y otras enfermedades transmitidas por la picadura de mosquitos.

Como podemos notar el ponsigué reporta beneficios para la salud que quizás ni nos imaginábamos. Es probable que si nunca hemos probado el ponsigé este es el momento preciso para hacerlo. Pero te recomendamos especialmente probar los remedios caseros con ponsigué.

Propiedades de la hoja de ponsigué

Se le atribuyen al ponsigué propiedades curativas para múltiples afecciones. Por citar algunos ejemplos, sus frutos y hojas pueden aplicarse sobre heridas y ulceras para ayudarlas a sanar.  Así mismo, infusiones con sus hojas ayudan a curar enfermedades pulmonares. Por otra parte, sus semillas actúan como sedantes y ayudan a calmar las náuseas.

Además de lo mencionado, sus hojas pueden aplicarse como cataplasmas para ayudar a curar enfermedades en el hígado, fiebre y asma. Sus hojas pueden usarse como astringente en heridas. La pasta echa con su corteza ayuda a aliviar las llagas. Además el jugo de su corteza puede usarse para tratar el reumatismo.

Algunos opinan que la hoja de ponsigué sirve para el colesterol, ya que ayuda a regularlo en su versión mal sana. También es popular usar el ponsigué para la tensión arterial, ya que sus propiedades ayudan a mantener en equilibrio la circulación sanguínea.

Las tomas de ponsigué son efectivas contra el insomnio y la ansiedad. Sus propiedades lo convierten en un muy buen relajante.

Sin duda alguna estas propiedades convierten al ponsigué en una excelente fruta con poderes medicinales. Te sugerimos probar ya los remedios caseros con el ponsigué.

¿Cómo sembrar ponsigué?

El cultivo de ponsigué es relativamente fácil, no resulta muy exigente con el tipo de suelo y  su germinación es relativamente rápida. Su tiempo de gestación se ubica entre las 4 y 6 semanas. Además de esto es de interés que crece en suelos empobrecidos y livianos. Necesita una buena exposición al sol y debe estar en lugares airados.

5 Remedios caseros con el ponsigué

5 remedios caseros con el ponsigué

5 remedios caseros con el ponsigué

Los remedios caseros con el ponsigué abarcan una gran variedad de afecciones y permite el tratamiento de estas de forma rápida y segura. A continuación te mencionamos algunos remedios caseros con el ponsigué.

Remedio casero con el ponsigué para la amigdalitis

Para tratar esta y otras enfermedades de tipo inflamatorias te recomendamos el siguiente remedio. Realiza una infusión de corteza de ponsigué, agregando un puñado de corteza a agua hirviendo durante 10 minutos. Luego de dejar refrescar realiza gárgaras con esta infusión.

Remedio casero con el ponsigué para la fiebre

Se recomienda hacer una infusión con las raíces del ponsigué y tomar de la misma para ajar la fiebre.

Remedio casero con el ponsigué para trastornos digestivos

Se recomienda consumir habitualmente los frutos de manera frescos o secos.

Remedio casero con ponsigué para la conjuntivitis

Para tratar esta molesta enfermedad puedes realizar una compresa con flor de ponsigué. Solo debes hervir un puñado de flores de ponsigué en agua y aplicar sobre el ojo con un algodón.

Remedio casero con el ponsigué para adelgazar

Puedes realizar una infusión de agua de ponsigué para adelgazar. Debes consumir este té en ayunas todos los días y en poco tiempo veras los resultados. Así es, puedes usas las hojas de ponsigué para adelgazar.

Otra opción es que introduzcas en tu dieta habitual el ponsigué, este está libre de grasa y es rico en fibras. Esta combinación lo convierte en un sustituto ideal de algunos alimentos y por lo tanto no te aumentara de peso.

El ponsigué, fruto valioso pero poco conocido

Sin duda alguna, a pesar de ser un fruto poco conocido, el ponsigué posee una gran variedad de propiedades que la convierten en una verdadera joya. No solo decimos esto por sus colores pintorescos, o por su sabor exquisito. Nos referimos principalmente a sus propiedades medicinales.

Pocas personas se han atrevido a probar los remedios caseros con el ponsigué, quizá por esta razón no existen tantas recetas que mencionar. Sin embargo, los estudios realizados a esta fruta demuestran que su consumo continuo resulta beneficioso para la salud. Posee fibra, vitaminas, minerales, calcio; todo junto le dan magnificas propiedades.

Si aun no has probado el ponsigué, te invitamos a buscarlo ya. De seguro disfrutaras la experiencia de probar el ponsigué, jujuba o manzaita, como lo quieras llamar. Pero lo que más te recomendamos es probar los remdios caseros con el ponsigué.