Hoy, vamos a hablar de las diferentes formas que existen para que sepas como sacar los gases del cuerpo. Todos estos son remedios caseros para los gases y el estreñimiento, así que puedes irte olvidando de las pastillas para gases, medicamentos para flatulencias y otros remedios para los gases de la farmacia.

El malestar estomacal es algo que todos hemos vivido al menos una vez. Desde comer algo que nos cae mal hasta agarrar un virus, son muchas las razones por las cuales nos podemos sentir mal del estómago, y muchas veces estos vienen acompañados de gases.

Con este video aprenderás por qué se forman los gases en tu cuerpo:

 

En base a bebidas naturales

¿Quién no ha tomado un jugo natural o una taza de té? La naturaleza nos da un sinfín de opciones para hacer bebidas y las más naturales siempre tienen algún uso beneficioso. Pero ¿qué es bueno para sacar gases estomacales? Hay varias bebidas naturales que hacen de remedio para gases y dolor.

Jugo de Piña y papaya

Tomar un jugo de piña o papaya siempre viene bien luego de cada comida. Estas ayudan a la segregación de enzimas esenciales para el proceso digestivo, y evitan la aparición de gases.

Té de canela

El té de canela es el más recomendando, pero también sirve manzanilla. Estos evitan la aparición de la bacteria que provoca la descomposición de la comida. Misma que muchas veces tiene efecto mientras hacemos digestión y produce los gases.

Canela, beneficiosa incluso para gases.

Canela, beneficiosa incluso para gases.

Agua de coco

El agua de coco es también muy buena para eliminar gases rápidamente y prevenirlos. La recomendación es tomarla a media tarde o luego de comer. Si sufres de gases y dolor estomacal con frecuencia, bebe esto todos los días y comenzarás a notar mejoría al poco tiempo.

Zumo de limón

¿Quién no ha bebido zumo de limón? Lo cierto es que no solo resulta refrescante. Sino que ayuda a mejorar la digestión debido a que el limón es un cítrico. La recomendación de los expertos y nutricionistas es que se beba en la mañana y por las tardes luego del almuerzo.

Nada como un zumo de limón, decóralo para mayor placer visual y saca esos molestos gases.

Té de anís.

Un par de cucharas de anís verde puede no solo ser efectivo para prevenir los gases, nos sirve para varias cosas, como expulsar los gases y acompañar una merienda con galletas por la tarde. Es un buen medicamento para las flatulencias cuando preferimos lo natural a los químicos de los medicamentos para los gases.

El viejo confiable: Bicarbonato con Limón

¿Cuántos usos tiene el bicarbonato? Son muchos, hay un sinfín de recetas caseras para todo tipo de problemas que lo usan. Y ¡sorpresa! Los gases también encuentran solución con bicarbonato. Usar bicarbonato para los gases es sencillo, tan solo diluye este en agua con algo de extracto de limón, y bébelo. Ayudará a tu digestión y te hará sentir mejor.

Jengibre

El jengibre tiene grandes beneficios para la digestión. Puede ayudar a la misma independientemente de cómo lo consumas. Lo ideal puede ser un té, pero agregarlo a diferentes recetas puede ayudar también. ¿no se te antojan unas galletas de jengibre como postre luego de la comida? Seguro te ayudan a reducir esos molestos gases.

 

Ejercicios y masajes para los gases

Aparte de sustancias y bebidas. También hay diferentes ejercicios y posturas que ayudan a eliminar gases rápidamente. Las posturas que pueden provocar presión y con esto favorecer la expulsión de los gases. Los siguientes ejercicios son de yoga, así que es recomendable estar familiarizado con esta disciplina o asistir a clase antes de empezar. Recuerda usar ropa cómoda y tener un sitio adecuado para realizarlos.

El yoga tiene muchos beneficios para salud, pero ¿qué ejercicios se pueden hacer? Presta atención.

Yoga y sus beneficios

Yoga y sus beneficios.

Postura Pavanmuktasana

También conocida como postura de liberación del viento. Puede ser útil para liberar gases. Solo debe hacer lo siguiente:

  • Acuéstate boca arriba y lleva la rodilla derecha al pecho.
  • Luego, levanta la cabeza e intenta tocar la rodilla con la nariz.
  • Contén la respiración y mantén la postura durante 10 a 20 segundos; luego relaja durante unos segundos y haz lo mismo con la otra pierna.

La postura Halasana o del arado

Esta postura masajea el sistema digestivo para aliviar los problemas de flatulencia ayudando a expulsar los gases del cuerpo.

Acuéstate boca arriba con piernas y pies juntos. Mantén las piernas rectas, inhala y exhala lentamente. Luego, levanta las piernas poco a poco hasta alcanzar los 90 grados.

Empuja lentamente las piernas aún más, por encima de la cabeza hasta que toquen el suelo sin doblar las rodillas. Luego intenta estirar las piernas en la medida de lo posible para que tu barbilla toque tu pecho.

Mantén esa posición unos pocos segundos a tres minutos, según te sea posible. Luego, sigue el procedimiento a la inversa hasta que volver a estar acostado boca arriba.

Postura del bebe feliz

Acuéstate boca arriba y, al exhalar, flexiona las rodillas hacia tu vientre. Cuando inhales, agarra el exterior de los pies con las manos. Si te es difícil, usa un cinturón sobre cada pie, puede ayudar. Expande las rodillas hasta que la separación sea ligeramente más ancha que tú torso, y muévalas hacia sus axilas.

Luego, mueve cada tobillo hasta colocarlo directamente sobre su respectiva rodilla para que tus espinillas estén perpendiculares al suelo. Mueve tus muslos hacia tu cuerpo y hacia el suelo mientras se estira la columna.

Mantén la postura durante uno o dos minutos y luego lleva los pies al suelo de nuevo.

 

Masajes para sacar gases

Si hacer ejercicio no es lo tuyo, probablemente te venga bien un masaje abdominal. Hay varias formas de dar masajes, pero si quieres hacerlo de la manera más efectiva, te recomendamos ver el siguiente video:

Como acabas de ver, hay muchas formas de hacer remedios caseros para los gases y la hinchazón de tripa. No necesitas a juro recurrir al médico o la farmacia para cada pequeño malestar.

Sin embargo, recuerda siempre que lo mejor es prevenir. Si quieres prevenir problemas con los gases, recuerda tener buenos hábitos alimenticios. Come despacio, mastica lentamente, no comas en exceso, ten una dieta balanceada y está siempre al pendiente de si eres alérgico a alguna sustancia.