Remedios caseros para la conjuntivitis

Remedios caseros para la conjuntivitis
Remedios caseros para la conjuntivitis.
Remedios caseros para la conjuntivitis.

En teoría, la conjuntivitis o el ojo rosado es una enfermedad infecciosa ocular bacteriana o viral que se presenta en la capa externa del ojo. La conjuntivitis es una enfermedad en extremo contagiosa, que se esparce y propaga con la facilidad que le brinda las sustancias alérgicas, por ejemplo el polen. Y que provoca, entre otras cosas, enrojecimiento en los ojos.

Esta enfermedad suele curarse por si sola; pero podemos usar alguno de los remedios caseros milenarios que recopilamos a continuación para aliviar el ardor y tener una pronta curación del problema.

 

Causas de la conjuntivitis

Las causas más comunes de la enfermedad infecciosa de la conjuntivitis pueden ser:

  • Elementos o sustancias alérgicas: además del polen, las sustancias alérgenos que pueden provocar conjuntivitis en uno o ambos ojos también son la caspa, pomadas y los perfumes. El cuerpo cree que se trata de una infección y al reaccionar a la alergia adquirida por causa de alguna sustancia a la que somos ligeramente alérgicos, el cuerpo empieza a crear un exceso de histaminas, vulgarmente llamada lagaña.
  • Virus, bacterias: la conjuntivitis tiene algo en común con las infecciones en la garganta y es que comparten una misma causa: estreptococos, estafilococos. Sea cual sea el motivo de causa, la conjuntivitis es altamente contagiosa y puede llegar a contagiar a otra persona con el simple hecho de haber contacto físico, como en un apretón de manos.
  • Productos químicos: debemos se precavidos con todo producto químico con el que se presente un riesgo de salpicadura directa a los ojos, pues esto puede causar también conjuntivitis. Además, el cloro presente en piscinas públicas es un medio fácil para esta enfermedad de propagarse y contagiar a otras personas.

 

Síntomas de la conjuntivitis

Los síntomas suelen variar, presentándose en una persona infectada algunos sí y otros no. Debemos estar vigilantes de la salud de nuestros ojos, procurando detectar inmediatamente el caso de infección por conjuntivitis alérgica. También, los síntomas por conjuntivitis pueden llegar a parecer semanas después desde que la infección se produce en el organismo. Los síntomas son los siguientes:

  • Enrojecimiento ocular.
  • Sensación de tener siempre arena o sucios en los ojos.
  • Abundante secreción de fluidos acuosos espesos que se acumulan por la noche y amanecen endurecidos.
  • Mucha picazón.
  • Lágrimas en cantidades anormales.
Remedios caseros para la conjuntivitis

Remedios caseros para la conjuntivitis.

 

Remedios caseros para la conjuntivitis

En nuestra desesperación por un alivio y/ o cura de esta enfermedad infecciosa buscamos consejos, recetas y recomendaciones que podamos poner a prueba nosotros mismos sin la necesidad de la consulta y aprobación de un médico especialista. Entonces, encontramos los miles de remedios que se hallan en Internet y que tienen ingredientes que podemos encontrar en casa, barato y muchas veces naturales al 100%.

A continuación, una recopilación de estos remedios con propiedades curativas para la conjuntivitis.

Miel

La miel posee propiedades antibacterianas que ayudan a la recuperación rápida de un ojo con conjuntivitis.

Preparación: integrar junto con las 3 cucharadas de miel dos tazas de agua hirviendo, o leche tibia,  y mezclar. Dejar que se enfríe.

Modo de empleo: utilizar esta solución para enjuagar los ojos de 2 a 3 veces diarias. También puedes, con ayuda de un gotero, poner unas par de gotas directamente sobre cada ojo o con un paño, tela o algodón limpio humedecido y ponerlo sobre el ojo infectado.

Pepino

El pepino es un famoso y reconocido remedio casero antiinflamatorio, gracias a sus características físicas como la textura, la humedad que posee y por la que siempre está frío. Además de sus beneficios físicos también tiene propiedades como que es rico en vitamina E, agua y en aceites naturales.

Aporta en la recuperación de ojos infectados por conjuntivitis en su acción inmediata para reducir la hinchazón, reducir el enrojecimiento, hidratar y relajar la zona afectada.

Preparación: es simple, solo cortar medio pepino en un par de rodajas. Como es de pepino pueden ser también rodajas de papas.

Modo de empleo: colocar las rodajas necesarias encima del ojo infectado por aproximadamente 10 a 15 minutos, varias veces al día para resultados más rápidos.

Cúrcuma

La cúrcuma sirve de antibiótico natural.

Preparación: mezclar un par de cucharadas de cúrcuma en polvo con una taza de agua hervida tibia o mineral.

Modo de empleo: aplicar sobre el ojo enfermo con compresas o con la ayuda de goteros. Enjuagar el ojo con el agua de cúrcuma un par de veces al día.

Yogurt

Antiinflamatorio natural que elimina el enrojecimiento en poco tiempo de un ojo infectado con conjuntivitis.

Preparación: utilizar el yogurt líquido natural o el yogurt griego.

Modo de empleo: empapar de yogurt una gasa, algodón o tela previamente desinfectado y utilizar como compresa.

Bicarbonato de sodio o soda

No podía faltar el remedio estrella de entre todos los remedios caseros. El bicarbonato es analgésico y desinfectante natural.

Preparación: en una taza de agua previamente hervida, echar dos cucharaditas de bicarbonato de soda y mezclar hasta que este diluido completamente.

Modo de empleo: enjuagar el ojo infectado con esta solución de 5 a 6 veces en el transcurso del día. También se pueden utilizar compresas.

Ácido bórico

El ácido bórico, al igual que el bicarbonato de sodio o de soda, también posee propiedades desinfectantes; pero a comparación del bicarbonato, el ácido bórico es mucho más fuerte por lo que se recomienda usar con precaución y limitadamente.

Preparación: en dos tazas de agua tibia previamente hervida disolver una cucharada de ácido bórico en polvo.

Modo de empleo: lavar el ojo con conjuntivitis una vez cada dos días y máximo 3 veces por semana. También se puede utilizar compresa recomendada por 2 minutos aproximadamente.

Cilantro

Este condimento natural tiene beneficios médicos para tratar la conjuntivitis por su capacidad para bajar la hinchazón de la zona y aliviar el dolor.

Preparación: se debe hervir un puñado de hojas de cilantro secas en una taza de agua, que sea una infusión concentrada.

Modo de empleo: cuando sufrimos de un ojo con conjuntivitis hacer el mínimo esfuerzo visual provoca dolor, incomodidad y agonía. Utilizamos este té concentrado para enjuagar.

Vinagre de manzana

El vinagre de manzana tiene propiedades fungicidas que erradican la infección por conjuntivitis más rápidamente.

Preparación: a un vaso de agua previamente hervida le agregaremos un par de cucharaditas de vinagre de manzana y mezclaremos.

Modo de empleo: con ayuda de un algodón, poner la solución sobre el ojo infectado con conjuntivitis. Se recomienda hacer esto dos veces al día como máximo ya que el ácido del vinagre usado en exceso podría aumentar la infección en vez de erradicarla.

Aceites aromáticos

Según recomendación de expertos en la materia, la utilización de los aceites aromáticos ayuda en la curación acelerando el proceso natural de curación del cuerpo humano, tratando la infección mucho más aceleradamente.

Estos aceites naturales (manzanilla, lavanda, de rosas, de menta o hierbabuena, entre otros), que también puede ser té concretado, tienen agentes bioflavonoides que sirven para combatir infecciones provocadas por conjuntivitis.

También es recomendable que en vez de agua, mezclar estos aceites con leche caliente. Los tés naturales como el té negro y el té verde poseen entre sus propiedades ácido tánico, que alivia la picazón característica de esta enfermedad.

Preparación: hacer un té concentrado de alguno de los ingredientes en leche o agua hirviendo. Dejar reposar por un par de minutos, enfriar o esperar que entibie.

Modo de empleo: utilizar la solución con compresas de algodón, gasa o tela.

 

Consejos para prevenir conjuntivitis

  1. Cuidar de nuestra higiene.
  2. Evitar compartir cosméticos faciales como delineadores, máscaras de pestañas o pestañas postizas con otras personas. Puede servir como medio para propagar la conjuntivitis y ésta puede agravarse por los químicos presentes en estos cosméticos.
  3. Evitar pasar mucho tiempo frente a una pantalla como la del televisor o la computadora, ya que al usarse por mucho tiempo provoca la irritación de los ojos y los vuelve vulnerables.
  4. Evitar el contacto directo de los dedos con los ojos sin previamente haberlos limpiado y desinfectado.
  5. Las fundas de las almohadas suelen ser transportadores de virus y enfermedades Mantenerlas limpias y cambiarlas cada corto tiempo. Una recomendación es lavar estas fundas con agua hirviendo.
  6. Tener precauciones con el agua de piscinas tanto públicas como privadas. En caso de ser una persona propensa al virus de la conjuntivitis evite las piscinas, o use lentes acuáticos y gotas farmacéuticas preventivas.
  7. Tampoco se deben compartir toallas o pañuelos ya que representan un riesgo por ser el medio perfecto de propagación del virus.
  8. Al tener a una persona que padezca de conjuntivitis infecciosa, evitar a toda costa ser tocados por ella o tocar algún objeto que antes haya tocado la persona infectada.
  9. En relación con el punto anterior pero siendo específicos, se debe evitar compartir el mismo envase de gotas para los ojos con el enfermo.
  10. Se recomienda consumir las vitaminas A, C y E tanto en las comidas como también en medicamentos. Estas vitaminas ayudan a tener el mejor estado de los ojos y a prevenir la conjuntivitis.