El contenido de esté artículo será de gran ayuda para esclarecer dudas acerca de esta enfermedad reumática. Además de conocer que es la artrosis, síntomas y tratamiento, también conocerás sus causas y los mejores remedios caseros para la artrosis. Así pues se invita al lector a continuar leyendo para saber mucho más de esta condición patológica.

¿Qué es una artrosis?

Se entiende por artrosis a una condición patológica degenerativa del tejido óseo que afecta el cartílago articular. Este último se encuentra en nuestras articulaciones, debido a que los extremos óseos de nuestros huesos están recubiertos por ella.

Cuando se sufre de esta condición reumática, se va perdiendo gradualmente el cartílago articular. Esto afecta nuestra autonomía funcional y movimiento, en mayor o menor medida. La artrosis se localiza usualmente en la columna cervical y lumbar, las articulaciones del hombro, rodillas, cadera, dedos, entre otros.

15 Remedios caseros para la artrosis

15 Remedios caseros para la artrosis

Tipos de artrosis

Los tipos de artrosis están ligados a los factores definidos en el apartado anterior. Cada articulación de nuestro tejido óseo es propensa a ser afectada por este trastorno degenerativo de las articulaciones. A pesar de ello existen zonas comúnmente afectadas por esta enfermedad reumática, y son:

  • En los dedos: afecta a las falanges con la aparición de bultos o nódulos entre ellas. Esto genera molestias y cuando está muy avanzada produce deformidad resultando en una deformación estética.
  • En la rodilla: el sobrepeso y la edad son los principales factores que desencadenan este tipo de artrosis. Se presenta con dolor en la parte anterior o la cara interna de la rodilla y “chasquidos” al flexionarla. Cuando está muy avanzada, puede producir cojera.
  • En la cadera: se manifiesta con dolor en la ingle, muslos, rodillas o vértebras lumbares cercanas a la cadera. En algunos casos se podría necesitar cirugía.
  • En la columna y región cervical: el dolor en la región cervical o vértebras lumbares es la principal señal. Los músculos de la zona pueden sufrir contracturas, limitando los movimientos del cuello y los hombros.

¿Cuáles son las causas de la artrosis?

Las causas de la artrosis son variadas y están ligadas a varios factores. Esta enfermedad no es hereditaria, aunque existen factores de riesgo genéticos que hacen más propensas a algunas personas de padecerla. Por ello es muy importante conocer si algún familiar directo sufrió de este trastorno degenerativo.

También existen factores de riesgo ligados al individuo como lo son: el sobrepeso, falta de actividad física y malas posturas. Detectarlos a tiempo y atacarlos ayuda a prevenir o retrasar la aparición de los síntomas de la artrosis.

¿Cuáles son los síntomas de la artrosis?

El como se puede saber si se tiene artrosis está ligado directamente a su sintomatología. Las afecciones están focalizadas principalmente en las articulaciones, y algunas de ellas son:

  • Dolor: es generado por la artritis (inflamación de las articulaciones) que forma parte de la artrosis. El dolor puede percibirse en toda la articulación, así como puede estar focalizado en un punto de ella.
  • Rigidez: se produce por la inflamación y destrucción progresiva del tejido óseo afectado. Esta rigidez suele presentarse en la mañana o luego de periodos de reposo, cuando la articulación está fría.
  • Disminución de la movilidad: se debe a la formación y liberación progresiva de partículas en el espacio articular. Esto causa la destrucción continua del tejido óseo.
  • Impotencia funcional: depende directamente del indice de incidencia que la artrosis tenga en la articulación afectada. Actividades como subir-bajar escaleras, si te pones de pie luego de estar sentado-tumbado, entre otras, se ven limitadas por la impotencia funcional.

Tratamientos para la artrosis

Esta condición patológica degenerativa es de carácter irreversible. Por ello se pueden aliviar sus síntomas, con tratamiento farmacológico y con algunos remedios caseros para la artrosis, pero no erradicar la enfermedad por completo. Por otra parte hay ciertas acciones que ayudan a evitar como a reducir la artrosis. Ellos son:

  • Ejercitarse con más frecuencia
  • Evitar sobremanera las posiciones forzadas y sobrecargas articulares
  • Tener una alimentación balanceada para evitar el sobrepeso
  • Llevar a cabo procesos de fisioterapia.

Remedios caseros para la artrosis

15 Remedios caseros para la artrosis

15 Remedios caseros para la artrosis

Una vez conocidos los tópicos más importantes de esta condición degenerativa, pasaremos a profundizar en las soluciones tradicionales. Los remedios caseros para la artrosis son fáciles de conseguir, elaborar y aplicar. A continuación, se presenta una lista con 15 remedios sencillos para aliviar los síntomas producidos por esta enfermedad degenerativa.

#1 Abedul

El abedul es una planta con propiedades antinflamatorias altamente recomendada para tratar la artrosis. Ayuda a desinflamar la zona articular y reducir la cantidad de líquido acumulado en ella. Con esta planta se puede preparar una infusión.

Para este remedio casero para la artrosis se necesitan 2 cucharadas de hojas secas de abedul y un vaso de agua. Comenzamos hirviendo todo por 5 minutos. Luego se retira del fuego y se deja reposar por 10 minutos más y listo. Se debe ingerir de 2 a 3 veces al día.

#2 Baño caliente matinal

Quizá sea la alternativa más sencilla, pero el baño caliente matinal es una de las más efectivas también. Ayuda a reducir el estrés, la rigidez en las articulaciones y relaja. Para potenciar su efecto, se puede agregar una taza de sal marina o de magnesio al agua de baño.

#3 Combinación de frio y calor

La combinación de frió y calor ayuda mucho a disminuir la inflamación en las articulaciones generada por la artrosis. Sólo se necesita una compresa de gel o un paño húmedo. Se comienza aplicando la compresa fría por 20 minutos en la articulación. Luego se calienta un poco en el microondas y se coloca de nuevo por 10 minutos más. Se debe repetir esto 3 o 4 veces al día.

#4 Ácidos Omega-3

Los ácidos grasos Omega-3 son uno de los productos más destacados de la medicina naturalista, reconocidos por la medicina convencional. Podemos encontrar el Omega 3 en los frutos secos, pescados y múltiples aceites. Cuando estos ácidos son absorbidos por nuestro cuerpo, ayudan a reducir la inflamación de las articulaciones. Este se encuentra también en alimentos como el salmón, el arenque, el atún, el aceite de linaza y la semilla de chia entre otros.

#5 Cola de caballo

Esta planta es reconocida por aliviar las molestias y dolencias en general en nuestro tejido óseo. El silicio, un componente activo de la cola de caballo, ayudará sobremanera a aquellas personas que sufren de artrosis. Con las hojas de esta planta se puede preparar una infusión cuya ingesta debe ser diaria.

#6 Jengibre

Desconocido por muchos, el jengibre es una opción que ayuda a desinflamar las articulaciones afectadas por esta enfermedad reumática. Tradicionalmente es utilizado en muchos hogares para tratar los síntomas de la artrosis.

Con el jengibre podemos hacer un té muy beneficioso. Se toma una raíz de jengibre y se raya completa sobre una taza de agua hirviendo. Después se retira del fuego, se deja reposar por unos instantes y finalmente se consume. Se recomienda tomar dos veces al día.

#7 Piña

La piña es una fruta muy eficiente que ayuda a aliviar los síntomas de la artrosis. Entre sus propiedades se encuentra la enzima bromelina, que reduce la inflamación y el dolor en las articulaciones. Por ello se recomienda consumir esta fruta en mayor cantidad y con más frecuencia.

#8 Vinagre de sidra de manzana

Cuando de afecciones crónicas se trata, el vinagre de sidra de manzana es una de las mejores alternativas. Se puede utilizar impregnando compresas con este líquido tibio, como té o agregando una cucharada a un vaso de agua. Cualquiera sea el método seleccionado, su efectividad será evidente.

En el caso de ir a por la opción del té de vinagre tibio se puede mezclar este ingrediente con agua, un poco de canela y una cucharada de miel. Se debe beber esta mezcla diariamente una vez al día para obtener resultados.

#9 Apio

El apio es conocido por tener muchos beneficios a nivel nutricional. Esta hortaliza ayuda a mejorar nuestra salud y reducir la sintomatología en caso de artrosis. Este poderoso antinflamatorio puede ser adicionado a jugos o batidos verdes, en nuestras comidas diarias, entre otros. También se puede consumir al natural con algunos tips.

#10 Árnica

Una planta medicinal como lo es el árnica nos puede traer muchos beneficios si padecemos de artrosis. Sus propiedades analgésicas y antinflamatorias estimulan nuestro sistema circulatorio.

Hay dos métodos de empleo para el árnica. El primero es utilizar algunas hojas y preparar un té que consumiremos en las noches. El segundo es de uso tópico, utilizando algunas compresas que colocaremos sobre las áreas afectadas. Este último método también puede ser empleado con aceite de árnica.

#11 Semillas de linaza

Las semillas de linaza son un remedio casero muy efectivo para combatir los síntomas de la artrosis. Se pueden consumir molidas o en polvo sobre la comida ya preparada. A su vez puede dejar remojando una cantidad considerable por 6 horas, luego debe colar y beber el líquido resultante. La linaza mejorará además la apariencia del cabello y de la piel.

#12 Corteza de sauce blanco

Este es un remedio naturista de gran utilidad para contrarrestar los efectos de esta enfermedad reumática. Su efecto antiartrítico lo convierte en una excelente alternativa. Todo lo que debemos hacer es preparar una infusión con un poco de agua y corteza de sauce blanco.

Para comenzar coloca una taza de agua a hervir por 5 minutos. Cuando entre en ebullición, agrega la corteza de sauce blanco y deja hervir por 5 minutos más. Transcurrido este tiempo, se retira de las llamas y se deja reposar por 10 minutos, para finalmente ingerirla. Se recomienda consumir este remedio casero para la artrosis en las noches.

#13 Papaya

La papaya es una excelente alternativa para reducir la inflamación en las articulaciones de forma natural y sencilla. Uno de sus componentes activos, la bromelina, es muy útil para contrarrestar los síntomas de la artrosis.

Todo lo que debe hacerse aumentar la frecuencia con la que consumimos esta fruta. Podemos consumirla haciendo un delicioso jugo de papaya, licuando la fruta con un poco de agua y azúcar. También podemos comer unos trozos de papaya entre comidas.

#14 Granada

Esta fruta es rica en antioxidantes que tienen un efecto antinflamatorio en las articulaciones afectadas por la artrosis. La podemos consumir ya sea preparando jugos o comiendo granada cruda directamente. Es de suma importancia adherir la granada a nuestra dieta para notar mejorías con los síntomas de esta enfermedad reumática.

#15 Aceite de eucalipto

Las hojas de eucalipto son un remedio casero muy conocido y usado en caso de artrosis. Sus características antirreumáticas, antinflamatorias y analgésicas la convierten en una muy buena opción. De hecho se puede considerar el mejor entre los remedios caseros para la artrosis.

De ellas se extrae el aceite esencial, que es fácil de conseguir y emplear. Se recomienda utilizar este aceite, combinado con un aceite base, para masajear las áreas afectadas por esta patología degenerativa.